Construyamos el muro

El jinete sin caballo

Nos llaman por diversos medios al boicot general contra EEUU. A no comprar Coca Cola, ni Ford, ni GM, nada que provenga del vecino del norte. Nos convocan a la revolución contra el consumo y al proteccionismo nacionalista. Y la intención es buena, pero, ¿Será el mejor medio?

No me parece responsable promover acciones sin antes comprender el sistema económico capitalista que nos rige, independientemente de, si este funciona o no. Es cierto que las franquicias extranjeras son las que hacen negocio en territorio nacional, pero, la mayoría de sus insumos provienen de empresarios mexicanos. Las verduras que vende wal mart son, en su mayoría locales, las materias primas para los productos que se comercializan vienen de pequeñas empresas nacionales que son una gran fuente de empleo para trabajadores mexicanos directos e indirectos.

Boicotear empresas extranjeras en el país, redundaría en desempleo, desaceleración económica, fuga de capitales, inflación y carestía. Hay quien afirman que los afectados por el retiro de franquicias eventualmente encontrarían trabajo y tendríamos el problema se resolvería. Ja.

Vivimos en un sistema de interdependencia económica con otros países. Los pensamientos patrioteristas no encajan con nuestro modelo económico. La solución es impulsar nuestra propia industria, mejorar la mano de obra, la calidad de nuestro trabajo, hacernos una mejor oferta para el mercado internacional, incentivar la inversión, ser un punto de apoyo para el comercio mundial y nacional y, cuando seamos una alternativa viable para el desarrollo de negocios, no habrá muro que nos detenga. Hasta entonces, seguiremos luchando.

 

FORM_HEADER


FORM_CAPTCHA
FORM_CAPTCHA_REFRESH