Naturaleza Muerta

Desde la galería

Se conoce como arte funerario a aquel que tiene por fin, conmemorar la muerte de una persona. Algunas de estas manifestaciones han desaparecido, como la fotografía post-mortem.

Imponentes complejos arquitectónicos como las pirámides de Egipto o el Taj-Mahal fueron construidos para ser la última morada de monarcas y nobles de la antigüedad. Las tumbas y mausoleos que vemos en los cementerios fueron creadas por la mente de un artista que diseñó cada detalle, para cumplir con un fin evidente, aunque también podemos encontrar imágenes y estatuas con un gran contenido dramático, que nos transmiten desolación e incluso angustia.

Este arte es difícil de apreciar, ya que nos cuesta trabajo disociar la manifestación artística del trauma que lo acompaña, sin embargo, existen algunos sitios en los que todo esto cambia.

-El Panteón Civil de Dolores, que a pesar de seguir funcionando como cementerio, posee una gran variedad de estilos arquitectónicos.

-La Rotonda de los Hombres Ilustres incluye los monumentos con los restos mortales de Dolores del Río y Diego Rivera entre otros.

-El Museo Panteón de San Fernando, en el Centro Histórico. Ya no funciona como panteón, por lo que es más fácil observar los monumentos como obras de arte, alejándose un poco de su contexto social y religioso.

La visita a estos recintos culturales es obligada para los capitalinos amantes del arte, sobre todo en este mes en que conmemoramos a los difuntos.

 

FORM_HEADER


FORM_CAPTCHA
FORM_CAPTCHA_REFRESH